jueves, 25 de mayo de 2017

Henry Reeve






















El Contingente Internacional de Médicos Especializados en el Enfrentamiento de Desastres y Graves Epidemias Henry Reeve recibirá el premio de salud pública que entrega la Organización Mundial de la Salud (OMS), en reconocimiento a la labor solidaria en materia de salud de Cuba.

Cuando los vi por primera vez, con sus batas blancas y la mochila verde olivo a la espalda no pude aquilatar el valor humano y profesional de sus integrantes. Poco tiempo después tuve la oportunidad de reportar una de las gigantescas misiones en ayuda a las víctimas del terremoto de Pakistán en el 2005 y pude constatar de primera mano, quienes eran los hombres y mujeres del ejército de bata blanca creado por Fidel.

Cinco años después otro devastador sismo enlutó a Haití y allí estaban también los hombres y mujeres del contingente. Muchos son los nombres y profesiones que se agolpan en mi mente, como también los momentos vividos.

Con estas líneas e imágenes quiero honrar a las mujeres y hombres que han puesto bien en alto el nombre de Cuba a pesar de poner en riesgo hasta su propia vida.

3 comentarios:

  1. La Medicina cubana no solo ha estado al servicio de Cuba sino del mundo. Cuando mi país sufrió algún embate de la naturaleza siempre estuvo ahí un personal sanitario de Cuba altamente capacitado y con un sentido humanista a prueba de desastres. En 1970, la ciudad de Huaraz (Perú) desapareció del mapa por un sismo 7.9 de magnitud y si no hubiese sido por la ayuda internacional, entre ellos Cuba, los sobrevivientes hubiesen seguido siendo castigado por las enfermedades infectocontagiosas. De igual manera, en 1985, cuando la Ciudad de México sufrió un terrible terremoto que costó miles de vidas, fue el gobierno de Cuba el primero en ofrecer su ayuda. Cuando en el 2007, la ciudad de Ica y Pisco (Perú) fueron casi destruidas por un sismo, las Brigadas de Cuba estuvieron presentes. Y así, donde se ha necesitado la ayuda humanitaria, siempre se ha hecho presente la medicina cubana dando un ejemplo de solidaridad, superando incluso sus propias limitaciones en recursos y tecnología. Felicitaciones por tan merecido premio.

    ResponderEliminar
  2. Estas fotos deberían publicarlas en nuestros medios y también hacerlas circular por todo el mundo. Honor a todos los trabajadores de la salud que en Cuba y en otros países dan todo su amor y esfuerzo para que la vida crezca.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estas fotos han sido publicadas en su momento en el periódico Granma durante la cobertura de los terremotos de Pakistán (2005) y Haití (2010).

      Eliminar