lunes, 16 de marzo de 2015

Reflexiones sobre el fotoperiodismo contemporáneo




1. NI LA CÁMARA MÁS AVANZADA
“Aunque suene trillado, ni la cámara más avanzada o cara, ni la memoria con mayor capacidad hacen a un buen fotógrafo. Hacer foto —y quiero referirme sobre todo a la foto de prensa—, requiere un equipaje personal mucho más sofisticado que tiene que ver con el concepto, conocimiento y sentimiento que llevan a crear con luz”.
2. LA CANTIDAD NO ES CALIDAD
“Los fotógrafos cumplen con su orden de trabajo y dejan de lado la foto de vida cotidiana que es el pulso de la nación. Es necesario regresar la mirada y recordar la forma de trabajar de los hermanos Mayo, de Héctor García, Enrique Bordes Mangel, Rodrigo Moya, Armando Lenin Salgado y Nacho López, entre otros. Todos estos fotógrafos se caracterizaban por su rebeldía, su irreverencia y su frescura al hacer imágenes. Se movieron para distribuir sus fotos, tocaron puertas, insistieron, exigieron. No esperaban el halago o la lisonja, pensaban realmente –y con justa razón— que sus fotos eran una parte importante de la memoria de nuestro México”.
3. EL FOTOPERIODISMO QUE QUEREMOS
“Recientemente, la revista Cuartoscuro recibió el premio Nacional de Periodismo por el trabajo del corresponsal en Sinaloa, Rashide Frías. El jurado calificó su labor como claro ejemplo del fotoperiodismo contemporáneo donde si hay investigación, información y  opinión profesional desarrollada en su ensayo sobre la realidad que viven cientos de estudiantes de la Primaria Bicentenario de Culiacán. El lenguaje y la técnica fotográfica permitieron al autor mostrar de manera consistente las condiciones dramáticas en las que estudian miles de alumnos a lo largo de la República Mexicana. Este es el fotoperiodismo al que aspiramos en Cuartoscuro, donde la base es la lectura de los diarios nacionales e internacionales, así como el acercamiento a la literatura y las Bellas Artes son rutas para contar mejores historias a través de nuestro oficio”.
4. ESPACIO Y LECTURA DE LA FOTOGRAFÍA
“En nuestro país no es costumbre como en Francia o Inglaterra o los Estados Unidos enviar fotógrafos a las zonas de guerra. En América Latina, Brasil tiene sí esa disposición de mandar fotógrafos a los diversos conflictos, pero no México. El Sol de México fue pionero en la materia y todavía tiene dos páginas de espacios destinados al fotógrafo que quiera exponer su trabajo. En aquella época hacías muchas cosas caminando y en el trayecto tenías oportunidad de hacer fotografías. El apoyo a la fotografía no consiste en que te den mucho espacio en un periódico o revista. He hablado recientemente con algunos editores de periódicos que dicen que publican fotos grandotas porque así apoyan a la fotografía. Eso no es cierto, lo que hacen es publicar fotos grandes, pero apoyar a la fotografía es otra cosa. Tiene que ver con la lectura de la foto, agregarle ironía y crítica, como se comenzó a hacer en el Unomásuno”.
5. NO ES LO MISMO UN PERIODISTA QUE UN DUEÑO DE PERIÓDICO
“Conozco a muchos dueños de periódicos que se dicen periodistas pero no lo son. Una cosa es un periodista y otra cosa es comprar un periódico. Creo que una de las razones por las que en Guatemala se venden más periódicos que en México –ya no digamos Estados Unidos y Europa- es porque dependieron siempre de la publicidad oficial. No hubo necesidad de haber buenos medios y por eso tienen tan poca aceptación”.
6. EL FOTÓGRAFO Y LAS ÓRDENES
“En los medios, los fotógrafos en general peleamos poco. Lo único que queremos es que nos den buenas órdenes y la realidad es que no hay buenas o malas órdenes, sino malos o buenos fotógrafos.
7. NO OLVIDARSE DE LOS LECTORES
“En nuestro trabajo, lo más importante de todo es no olvidarnos de los lectores y mucho menos de los lectores de los periódicos digitales. Creo que ese es el principal problema en México: nos hemos olvidado del lector, que es uno de los sectores más influyentes de la sociedad mexicana. El hombre o mujer que lee un periódico es un hombre o una mujer que piensa. Quien lee periódicos es una persona que decide”.
8. EL COMPROMISO DE UN FOTORREPORTERO
“Un fotorreportero debe comprometerse con su trabajo, pero no hablo de un compromiso político, sino de que el fotógrafo conozca el tema que va a retratar y se comprometa con los lectores Tiene que saber del partido de futbol que le toca, del tema de cultura, etc. Porque entre más información tenemos los fotógrafos, manejamos mejor el instrumento que tenemos a la mano, es decir, la cámara. Nuestro compromiso no es con un partido político, sino con el periodismo, a convertirnos en testigos y contar la historia”.
9. LA GRAN DEUDA DE LOS MEDIOS
“Creo que la gran deuda que tenemos los medios periodísticos es que no hemos sido lo suficientemente comprometidos con los lectores. En la actualidad, muchos periodistas parecen dirigentes partidarios y no parecen directores de periódicos sino líderes de organizaciones y por tanto se dedican a regañar a los lectores. Y lo que precisamente nunca debemos hacer es precisamente eso: regañar o maltratar a nuestros lectores.
10. SER O NO SER ARTISTA
“Muchas veces se cree que hacer fotografía digital te convierte inmediatamente en un artista. Más allá de ser artista o no, más allá de determinar si la fotografía es arte o no, lo importante es ser bueno o malo en la fotografía.”
(Tomado de sin embargo.mx)

1 comentario:

  1. Muy bueno Juvenal. No estoy de acuerdo con obviar el compromiso politico, dejandolo solo en compromiso con la profesion pero respeto la opinion de Valtierra. Gracias por compartirlo...¿Como podriamos escribir algo parecido desde nuestra realidad en Cuba? Por ejemplo, en que Fotoperiodismo queremos? o Cantidad o Calidad?

    ResponderEliminar